Dónde comer

Sevilla quizás sea una de las ciudades con mayor oferta gastronómica de todo nuestro país con bares y platos que son toda una institución, por lo que sería impensable venir y no probar los productos de la tierra. Por ello, desde el Comité Organizador queremos recomendaros nuestros favoritos:

  • Espinacas con garbanzos: aunque a priori no os llame la atención, este plato de cuaresma está lleno de sabor y es quizás de lo más típico de Sevilla.

Juan Ortiz, C. Coordinación

 

  • Pavías de bacalao: la versión patria del fish and chips no deja indiferente a nadie. En el Rinconcillo (C/ Gerona), el bar más antiguo de la ciudad las ponen de escándalo, con la relación justa rebozado-pescado.

Antonio Luque, C. Científico

 

  • Solomillo al whisky: quizás una de las salsas con más carácter de la gastronomía local. Algunos bares suelen servirlo en forma de “mantecao”, un bocadillo con la carne y patatas fritas dentro.

Inmaculada Calvete, C. Talleres

 

  • Adobo: si le preguntas a un sevillano qué olor le recuerda a su tierra te dirá que el azahar, el incienso o el olor a adobo de boquerones del Blanco Cerrillo (C/ José de Velilla). También se suele hacer con cazón, un primo pequeño del tiburón.

Ignacio Alonso, C. Social

 

  • Serranito: un buen serranito debe llevar carne de pollo o cerdo, pimiento frito, tomate y jamón y, si eso, un poco de alioli, nada más y nada menos.

Carmen López, C. Científico

 

  • Dulces de convento: la experiencia de comprar en un torno cualquier dulce de convento es algo que debe vivirse. Particularmente, me encantan las tortas de polvorón del convento de Santa Inés (C/ Doña María Coronel).

Reyes Moreno, C. Secretaría

 

Con un bar cada 50 metros, la variedad para elegir es apabullante, por lo que queremos indicaros las que consideramos como mejores zonas:

  • Aledaños de la Facultad de Medicina: cerca de la sede del Congreso contamos con bares, tiendas de alimentación y supermercados variados. A cinco minutos a pie tenemos la Avda. Jiménez Becerril, donde podréis encontrar bares de tapas, de comida rápida, cafeterías y bares de copas. Al norte del hospital se pueden encontrar tambien locales donde degustar cocina sudamericana típica.

 

  • Zona Alameda de Hércules: la Alameda de Sevilla es el parque público más antiguo del hemisferio occidental y, actualmente, una de las zonas de ocio más efervescentes de la ciudad. Aquí los bares de “toda la vida” se mezclan con nuevas apuestas como bares de tapas de cocina fusión. Que no os intimide lo instagrameable del sitio, los hay para todos los bolsillos.

 

  • Zona Alfalfa: en esta zona, podemos encontrar bares que siguen manteniendo la esencia de la ciudad y a los que los locales seguimos yendo. Siempre te encontrarás a alguien en la muy cercana plaza del Salvador, lugar idóneo para comenzar una noche.
Anuncios